Unidad para resolver el estatus, reproducida, publicada 2 de julio de 2018

Unidad para resolver el estatus, lunes 2 de julio de 2018
Ante la crisis fiscal, la quiebra del gobierno, falta de igualdad e inferioridad política, urge resolver la indefinición del estatus de Puerto Rico.

El gobernador Ricardo Rosselló reafirmó su compromiso con la descolonización de Puerto Rico. Enfatizó que en los últimos 25 años se han llevado a cabo cuatro consultas de estatus y que en los últimos dos plebiscitos el pueblo rechazó el estatus colonial y reclamó la igualdad de derechos con la estadidad.
El Partido Nuevo Progresista (PNP) rechaza la continuidad de la colonia y reclama la igualdad de derechos que disfrutan nuestros conciudadanos en los 50 estados. Esto solo se logra mediante la admisión de Puerto Rico como estado. La estadidad es el único status político que preserva y garantiza constitucionalmente la ciudadanía americana para la presente y futuras generaciones.

La independencia reteniendo la ciudadanía americana no es y nunca será una opción constitucional para los ciudadanos de EE.UU. residentes en Puerto Rico. Mientras que el gobierno federal ha rechazado la libre asociación por ser otra forma de independencia y una nación independiente. Como tal, pondría en riesgo la continuidad de la ciudadanía americana.

Ante la necesidad de intensificar la búsqueda de soluciones a largo plazo para lograr un desarrollo económico sostenible y brindarle a Puerto Rico la igualdad que merece y reclama y crear las condiciones para no tener que migrar hacia los 50 estados, urge unidad de propósito para resolver el estatus.
Complace que nuestra Comisionada Residente, Jennifer González, presentara una petición formal y un Acta de Admisión, coauspiciado por 37 congresistas, para que el Congreso considere aceptar a Puerto Rico como Estado. Una vez aprobado comienza la cuenta regresiva para lograr plena igualdad y ser estado de la Unión.

De aprobarse sin enmiendas o dilación, el proyecto dispone crear un Comité y un Proceso de Transición que someterá un informe con recomendaciones en o antes de los 270 días de su nombramiento; y que no más tarde del 1 de enero de 2021, el Presidente emitirá una Proclama declarando que Puerto Rico será admitido como Estado.

Reconozco que será muy difícil que el Congreso tome acción en lo que resta del 2018. Aun así, felicito a Jenniffer González por su iniciativa. Su trabajo dejará sentadas las bases para radicar la petición y Acta de Admisión otra vez ante el nuevo Congreso en enero del 2019. La elección congresional en noviembre podría tener un impacto todavía indeterminado. Veremos debates por razones políticas-partidistas entre los miembros del Congreso; y la situación económica y el cumplimiento con la Ley Promesa podrían provocar cambios o enmiendas, pero estoy convencido que vamos por el camino correcto para lograr la estadidad.

Aunque el proyecto establece que cuando se someta el Informe de Transición Puerto Rico deja de ser un territorio no incorporado y se convierte en territorio incorporado, parafacilitar dicho proceso, el Congreso debe reconocer a la isla como un territorio incorporado inmediatamente.

La discusión de la no incorporación vs la incorporación de los territorios lleva muchas décadas, incluyendo las decisiones del Tribunal Supremo federal de Downs vs Bidwell del 1901 y Balzac vs Porto Rico, en 1922, que dictó que Puerto Rico era un territorio no-incorporado y que la Constitución no aplicaba a los territorios en la misma extensión que en los Estados y excluyó a los puertorriqueños —ciudadanos americanos en Puerto Rico— de la igual protección de la Constitución.

En los últimos dos años, Puerto Rico ha estado en la mirilla del Congreso. Las agencias federales, congresistas, jefes de agencias, y hasta el Presidente nos han visitado. La prensa nacional ha mantenido a Puerto Rico en la discusión pública y personas como Benicio del Toro han explicado la desigualdad inherente a la falta de representación del país ante el gobierno federal.

Felicito nuevamente a Jenniffer González por su proyecto y a Ricardo Rosselló por traer el estatus de Puerto Rico a la atención del Presidente Trump, a quien le recordó que “queremos que se valide la voluntad democrática de Puerto Rico convirtiendo al territorio colonial en el estado 51”.

Leave a Comment